martes, 29 de septiembre de 2009

La mujer del café

martes, 29 de septiembre de 2009

LA MUJER DEL CAFÉ
(A mi tía Ofelia de los Reyes)

El tiempo… ahora se volvió oscuro,
como se han ahogado las lágrimas
y en el remanso aun sonríe tu rostro,
y al llamarte se profundizan tus agonías.

Hoy al cerrar mis ojos solo son sueños,
recuerdos de una tarde de primavera,
caminamos sintiendo vientos sureños,
con tu pelo negro rizado, si, así era,
la mujer morena, ronca, labios risueños.
¡Ah! Si murieras a tus brazos volviera,

Hago redondillas y acaricio la pluma suave,
en tu lecho se desgarró un grito de vida,
en la vida nacieron las esperanzas, como nube,
como la lluvia, crece, desarrolla, ama, brilla.

Hoy te veo ahí, en un lecho sin rosas,
sin serenata, marchita tu alma, tu corazón,
sin besos y caricias, imágenes dolorosas,
suspiros, Ofelia mía, tormenta hecha canción.

Se escapa tu vida en la mano del hombre,
como se escapa la tarde de sol y café
verdes años de cosecha, Dios te alumbre,
lumbre en tu cuerpo, cáncer ¿Qué ya acabe!.

Siempre dominaste, así siempre así,
con un gesto en tu mirada, anonadada,
y en tu agonía, armonía de buen decir,
vivan su vida…no sean… no se ahoga si nada…

Los ritmos fueron bajando, lentas melodías,
por Ofelia son los suspiros y rezos…

by Rosendo de los Reyes Arratia

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 
Ese aroma a Café. Design by Pocket